En Copiapó los problemas desaparecen

Por lo general las actividades a las que invita Copiapó a los visitantes que vienen de grandes ciudades, es la maravillosa contemplación de sus cielos. Hasta esta parte del planeta vienen miles de personas cada año atraídos por el espectáculo natural del firmamento para ver a través de telescopios o a simple vista, los espectáculos naturales del cielo. Acampar en el desierto de Atacama para presenciar una lluvia de estrellas o simplemente las constelaciones que dibujan las estrellas, es un contacto único con el Universo.

Sin embargo, hay personas que todo este paraíso terrenal les agobia, precisamente porque empiezan a extrañar las actividades cotadinas cuando están acampando prácticamente en medio de la nada. En esos momentos, esas personas pueden tomar sus móviles y dedicarse durante algunos minutos a ver videos de lluvias de estrellas para anticipar un poco lo que verá durante la noche, o dedicar unos minutos para escribir a sus amigos o intentar ganar algo de dinero jugando en Spin Palace casino online ruleta, poker, blackjack o algunas de las cientos de máquinas tragamonedas disponibles. Seguramente habrá alguna cuya temática esté relacionado con estrellas y que lo hará sentirse afortunado de estar en el cielo más despejado del planeta.

Una vez que el espectáculo natural empiece, esos entretenimientos terrenales pasarán a un segundo plano y comenzará a sentir lo diminuto que es en este inmenso universo. Posteriormente, y sintiéndose tan minúsculo, también disminuirá el tamaño de sus preocupaciones y de los problemas que le agobian cuando está en su “hábitat natural”.

La magia de Copiapó y de sus cielos le ayuda a colocar en su justa dimensión los problemas cotidianos y entender que la existencia de los seres humanos no es más que un ínfimo parpadear del universo, por lo que al regresar a su hogar verá la vida con otros ojos.